Viernes 16 de Abril de 2021

Hoy es Viernes 16 de Abril de 2021 y son las 00:31 Línea 144 - Atención a víctimas de violencia de género Gratuita, anónima, nacional y disponible las 24 horas del día, los 365 días del año.

CIPOLLETTI

15 de diciembre de 2020

Lo aplastó el camión recolector de basura y se salvó de milagro

Elías estaba acomodando las bolsas de basura, resbaló y cayó en la mitad de la calle. El camión comenzó a hacer marcha atrás y sus piernas quedaron bajo las ruedas traseras. Sorprendentemente, no sufrió fracturas y está fuera de peligro.

El domingo por la noche Elías Zuñiga arrancó su jornada laboral como recolector de residuos con emoción, ya que el viernes había recibido el alta médica tras pasar quince días aislado por ser positivo de Covid-19 y lo único que quería era volver a trabajar. Todo parecía transcurrir con normalidad, hasta que un paso en falso casi le cuesta la vida.

el joven cipoleño de 34 años contó que su turno inició a las 22 como solía ser habitual y que a las 23 llegaron al barrio Del Trabajo. Su compañero se bajó para ir a buscar algunas bolsas una cuadra más atrás y él se quedó arriba del camión, acomodando otras para hacer lugar.

Fue allí donde Elías se resbaló, cayó al suelo y el rodado -que pesa 300 toneladas- comenzó a hacer marcha atrás para poder continuar su camino. El trabajador se encontraba, desafortunadamente, en la mitad del camino y el conductor solo tenía visión para los costados, por lo que fue imposible advertir la situación.

"Cuando me caí y empecé a ver que el camión se acercaba me pasaron mil cosas por la cabeza. No sé cómo hice, pero por un impulso empecé a arrastrarme para salir del camino, hasta que sentí las dos ruedas traseras arriba de mis piernas. En ese momento el chofer se dio cuenta de lo que había pasado" 

Elías se desempeña como recolector de residuos desde hace ocho años y nunca empezó que le iba a tocar vivir una situación similar.

Lo aplastó el camión recolector de basura y se salvó de milagro.

Y agregó que, por suerte, el conductor es reconocido por ser un empleado muy responsable e iba despacio, por lo que -al sentir el impacto- frenó rápidamente y llamó a todas las autoridades pertinentes para que se acercaran a asistirlo. Además, tanto sus compañeros como los vecinos del sector salieron para ayudarlo.

Pocos minutos después, a Elías lo trasladaron de urgencia al hospital Pedro Moguillansky, donde los médicos que lo atendieron se mostraron sorprendidos porque no había sufrido ningún tipo de fractura y se encontraba fuera de peligro. "Fue una desgracia con suerte. Sólo se me hincharon las piernas y estoy con calmantes para el dolor. El miércoles tengo que ir a ver al médico laboral y por ahora no sé cuándo vuelvo a trabajar"

Ahora, Elías se encuentra descansado en su casa junto a su esposa y sus tres pequeñas hijas, quienes se encargan de contenerlo y brindarle todo el amor que se merece. "Ellas se quedan hasta tarde conmigo, ayudándome, y a la mañana duermen. Fue un susto muy grande, pero estoy bien"

 

COMPARTIR:

Comentarios